4 de Febrero de 2013

¿En qué consiste un buen menú laboral?

Es recomendable llevar una alimentación equilibrada durante la jornada laboral, ya que la necesidad de alimentarse bien, no responde sólo a nuestro organismo. Una dieta saludable mejora el rendimiento. Si nos encontramos bien alimentados y por lo tanto con energías, trabajaremos de una forma mucho más eficiente que si no lo estamos. Una nutrición inadecuada se asocia directamente a mayores problemas de salud y a un menor rendimiento, tanto en el ámbito doméstico como en el laboral. Es importante contar con un menú que permita nutrirnos adecuadamente a la vez que no repercuta negativamente en la actividad laboral.

 Según expertos en menús laborales, éstos tendrían que consistir en un plato de pasta acompañado por una ensalada de verduras. En segundo lugar, un pescado blanco o carne a la plancha, evitando ser cocinada con grasa para que se digiera fácilmente. Y finalmente debería comerse una fruta, un yogur o un trozo de queso. Todo ello, en pequeñas cantidades, para que la comida no resulte pesada. Hay que procurar prescindir de las grasas y primar las frutas, las verduras y los lácteos. Los profesionales consideran que el abuso de cafeína aumenta el estrés y la falta de concentración, al igual que el consumo de las bebidas alcohólicas.

 Hemos de tener en cuenta que según datos estadísticos, la productividad de una persona mal nutrida puede reducirse hasta un 20%. Es muy importante que las empresas hoy en día, cuenten con un servicio gastronómico para la contribuir a la buena alimentación de su personal. A la larga, puede constituir un beneficio importante para todos.

 Fuente: SalutemPass.com

¡Para participar es necesario registrarse!
¿No estás registrad@?