15 de Julio de 2016

La relación de la secretaria con su entorno

Las relaciones humanas son aquellas que se producen entre seres humanos, tanto en un entorno laboral como en el entorno extra laboral.

Dentro del entorno de trabajo, se pueden definir como aquella serie de medidas por las cuales la dirección de la empresa se esfuerza en crear en el entorno laboral un clima dirigido a mejorar las relaciones cotidianas existentes entre la Dirección y los diferentes colaboradores.

Cómo tratar a cada cuál

Si concretamos más en las relaciones que mantiene la secretaria con los colaboradores de la empresa es indiscutible que la secretaria debe tener la habilidad de tratar a cada una de las personas de la empresa de acuerdo con su personalidad.

En un entorno laboral hay quien desea sentirse respetado, quien desea sentirse seguro de sí mismo, quien desea sentirse querido. También hay quien siente un fuerte impulso por dominar a los demás, o quien desea que los otros lo tengan por una persona simpática, etc. Por eso lo ideal es intentar tratar a cada uno según su personalidad y manera de ser.

Una secretaria debe saber comprender las actitudes de los demás, es importante que tenga muy presente que forma parte de un equipo y que su forma de reaccionar y de relacionarse influyen sobre el trabajo de los demás y sobre el suyo propio.

Por este motivo, es importante tener una actitud flexible y habituarse a “situarse” en el lugar del otro, así como a ser imparcial y objetiva, sin dejarse llevar por simpatías o antipatías. Para conseguirlo es importante crear un espíritu de equipo.

 

Mejorar las relaciones

¿Qué puede hacer una secretaria para mejorar las relaciones humanas en la empresa?

Lo más lógico es que a una secretaria le preocupe la relación con su entorno dentro de la empresa y que por tanto sienta inquietud por mejorar la convivencia dentro de la empresa. Veamos qué puede hacer:

  • La secretaria debe ser una persona consecuente con sus ideas, valiente y sincera, aunque hay que tener en cuenta que estas cualidades, a veces, pueden llegar a crear antipatías contra las que debe luchar.
  • Para conseguir buenas relaciones de equipo la secretaria ha de intentar ser una persona emocionalmente equilibrada y, sobre todo, trabajar mucho su paciencia, aunque no siempre es fácil mantenerse emocionalmente equilibrada, porque los abusos contra la buena voluntad de una persona, pueden terminar con la paciencia de cualquiera.

También es muy interesante evitar en todo lo posible el aislamiento con el resto de los compañeros. En este apartado pueden darse dos situaciones que lo dificulten:

  • cuando el dirigente exige este aislamiento.
  • cuando el carácter de la secretaria es introvertido.

Hay que aceptar que la convivencia no es fácil y que, en algún momento, todos tenemos que ceder un poco para que no se resienta el ambiente de trabajo. Para ello es necesario mantener un trato igualitario con todos los compañeros, no creerse nunca superior ni imprescindible.

  • Es muy importante pedir consejo y sugerencias a los compañeros, con ello mostraremos nuestra confianza con el resto del equipo.
  • Finalmente es imprescindible dialogar cuando sea necesario, ya que las cosas que no se llegan a decir tienen el peligro de convertirse en reacciones fuera de lugar, en malentendidos, etc.

Cuando una secretaria ha decidido participar en el esfuerzo común del equipo, del departamento, o de la empresa, generalmente todo marcha bien y se hace innecesario mantener esfuerzos por llamar la atención.

El deseo de trabajar bien obliga al autoperfeccionamiento, lo que va a permitir intentar conseguir nuevos objetivos. Poco a poco se crea un hábito que permite a la empresa ver claramente el esfuerzo que cada uno debe hacer para conseguir un objetivo determinado.

¡Para participar es necesario registrarse!
¿No estás registrad@?